viernes, 8 de enero de 2021

Un enfoque más natural para superar la adicción



Intentar superar una adicción sacando la droga mecánicamente de la ecuación, es similar a jugar un partido de fútbol sin pelota.


Todo proceso de aprendizaje es paulatino en el mundo real. Todo proceso de aprendizaje y cese de una conducta se representa por una curva de aprendizaje y extinción. Así como usted no aprende a tocar un instrumento en un día, lo mismo ocurre con la adicción. 


Aprender a enfrentar los eventos sin recurrír a las drogas, extinguir la conducta de consumo se da paulatinamente, se va descubriendo que heridas hay detrás y cuales se suelen abrir frente a un conflicto, se va aprendiendo a que no se desea estar desaseado, a no postergar lo importante, a frecuentar y establecer relaciones con las personas de verdad, los leales y a prescindir del resto.


Lamentablemente el modo como se demoniza la droga, no permite ver que el problema real está dentro y no es la droga. Al obligar dictatorialmente el cese inmediato de la droga, se obliga a la persona a pasar por un tortuoso síndrome de abstinencia. Y lo más importante se saca el único punto de referencia para saber si existe avance realmente, el consumo. Entonces nunca se sabe si realmente hay un avance, hasta que la persona vuelve a estar afuera y vuelve a consumir. Cómo un medio de apalear esta deficiencia de los tratamientos se les dice a las personas que son adictos por siempre. Todo nuevo evento de consumo se ve como una recaída, se ve como un fracaso, el cual despierta el castigo y desaprobación del medio, lo mismo que en el hogar, en vez de ver cada consumo como una oportunidad de ver si se va avanzando, una oportunidad de ver que heridas hay que volver a trabajar, una oportunidad de aprender y de darse cuenta que se venció la adicción.









No hay comentarios.: